Li Hongbo, el escultor del papel

Li Hongbo, el escultor del papel

Li Hongbo
Li Hongbo

Nacido en Jilin (China) en 1974, Li Hongbo es un artista mundialmente reconocido que utiliza el papel para realizar sus originales esculturas vivas. La primera vez que observas una de sus obras crees estar ante una pieza maciza, clásica, hasta que alguien se acerca a ella la coge con ambas manos, la levanta y la escultura se abre, se mueve, se retuerce… Es entonces cuando descubres que no estás ante una pieza realizada con mármol o yeso sino ante una escultura de papel.

Las esculturas expansivas de Li Hongbo están repartidas por innumerables museos, con ellas se han hecho numerosas exposiciones en galerías y su arte está inscrito en el Patrimonio Mundial Inmaterial de la Unesco. El artista empezó a crearlas siguiendo las influencias de las tradiciones populares en China, donde es habitual el uso del papel para realizar todo tipo de guirnaldas, farolillos y otras decoraciones. El propio Hongbo explica que emplea “una técnica secular en China, utilizada particularmente durante el periodo navideño, en el que había decoraciones en papel que se abrían como mis esculturas”.

Hongbo utiliza las hojas de papel de seda, enganchadas y plegadas gracias a estas técnicas ancestrales perfeccionadas por él y las convierte en bloques macizos. Algunas de sus obras están formadas por 30.000 hojas. Una vez creado el bloque de hojas de papel, Hongbo, enfundado en sus blancos guantes, los esculpe mediante una sierra eléctrica y les va dando la forma deseada. Cuando ya tiene la escultura terminada procede a un cuidadoso lijado para eliminar cualquier imperfección que desvele el secreto de su interior.

Li Hongbo en pleno proceso creativo

Es entonces cuando un busto de Franklin, o una gran Piedad se convierten en un acordeón de papel que, sin ningún problema, recuperan su forma original. Para poder apreciar sus técnicas en las exposiciones, las obras deben ser manipuladas por una persona. Son numerosas las imágenes que circulan por las redes sobre las obras del Hongbo. El propio artista produce vídeos en los que muestra cómo va realizando sus obras.

En algunas declaraciones, el artista, ha explicado que cuando empezó a estudiar arte sus profesores les hacían dibujar bustos de escultores de renombre. De tanto dibujarlos estos bustos acabaron convirtiéndose en algo suyo y precisamente para revitalizarlos los recrea mediante su propio modo de expresión, el papel. Hongbo destaca un dicho chino que le marcó “la vida es tan frágil como el papel”. A partir de él reflexiona que la vida es tan pura como un trozo de papel cuando nace, pero también vulnerable y transitoria. Como sus esculturas.

Li Hongbo ha recibido diversos premios a lo largo de su carrera. Recientemente obtuvo el premio Nomination del gobierno chino y en el 2017 ganó el Gran Premio de la Sovereign Asian Art Foundation. En la actualidad vive y trabaja en Pequín (China).