El covid-19 ha hecho que los consumidores valoren más el “packaging” sostenible

Los meses de confinamiento a causa de la pandemia provocada por el covid-19 han hecho aumentar sobremanera las compras de productos a través de tiendas digitales. Este hecho ha provocado un aumento muy significativo de los envíos y, por consiguiente, la circulación de millones de paquetes que deben ser protegidos. En este sentido, el 85% de los europeos quiere comprar productos que usen el menor “packaging” posible, con el objetivo de contribuir a mejorar el medio ambiente.

A raíz de la crisis del covid-19, parece que el consumidor ha tomado todavía más conciencia de la importancia que tiene la sostenibilidad. En este sentido, el 85% de los europeos quiere comprar productos que usen la más mínima expresión de “packaging” posible, con el objetivo de contribuir a mejorar el medio ambiente.

Así lo recoge la última investigación desarrollada por la compañía de “packaging” DS Smith en colaboración con la empresa de investigación de mercados Ipsos Mori, sobre el modo en que han cambiado los comportamientos y actitudes de los consumidores respecto al “packaging” durante la pandemia del covid-19.

Reciclado de papel
El reciclado de los embalajes es muy valorado por los consumidores

Según señaló Stefano Rossi, CEO de DS Smith Packaging, durante la presentación del estudio, “Este estudio muestra qué prioridades han perdurado a raíz de la pandemia y como la sostenibilidad sigue siendo muy importante para los consumidores europeos. Por ello tanto los minoristas como las marcas deben adoptar la sostenibilidad del envasado para garantizar que cuidan del medio ambiente y benefician al consumidor”.

El estudio ha estudiado 9.000 consumidores de 12 mercados europeos, y refleja que antes del inicio de la pandemia del covid-19 (59%) y una vez iniciado el confinamiento (64%) un buen número de consumidores se han mostrado dispuestos a cambiar el lugar donde realizan sus compras si ello conlleva una reducción del “packaging”.

El 43% de los encuestados destaca que para ellos es fundamental que los envíos utilicen una cantidad mínima de embalajes, mientras que un 41% valora que los paquetes cuenten con materiales reciclables. Ello indica que los embalajes que utilizan cartón ondulado, que es 100% reciclable y que se ha demostrado que no es un material que pueda ser portador del coronavirus, son los que obtienen una mejor acogida.

Por su parte los embalajes insostenibles presentan un riesgo comercial significativo. En concreto, el 48% de los usuarios ha tenido una experiencia con algún “packaging” poco sostenible, lo que ha llevado a que el 22% de ellos haya decidido dejar de comprar en determinadas comercios online a causa de este problema. Otro dato significativo del estudio es que el 57% de los encuestados declara lavarse las manos inmediatamente después de haber tocado el paquete que le ha llegado a casa, el 30% se desprende rápidamente del envoltorio y que un 16% desinfecta los productos que contiene.